Este blog está asociado a las páginas web de las asignaturas de Microbiología del Grado de Biotecnología y del Grado de Ciencias Ambientales de la UMH.

Se ha procedido a publicar los resúmenes de los diferentes trabajos realizados por los alumnos de la asignatura Microbiología Industrial.


Aquí podrás encontrar diversas páginas y blogs relacionados con el mundo de la Microbiología. El material que se presenta en ellos puede ser utilizado en clase.


lunes, 28 de mayo de 2012

Un paso más en el tratamiento contra la obesidad


Nueva isoquetocromina, un inhibidor de la síntesis de triacilglicerol en células de mamíferos, producida por Penicillium sp FKI-4942.

La excesiva acumulación de lípidos a lo largo de los años puede llegar a causar graves problemas de salud relacionados estrechamente con la obesidad. Esto es producto de la acumulación de triacilglicéridos y ésteres de colesterol, que son las formas principales de almacenamiento de lípidos en mamíferos. Hasta el momento, se han comercializado fármacos que atacan la absorción de lípidos en el intestino, como el orlistat o la sibutramina, y aunque estos tratamientos tienen algunos efectos positivos, no están respaldados por la comunidad científica debido a sus numerosos efectos secundarios, algunos de ellos bastante perjudiciales para la salud. Incluso se ha llegado a prohibir la venta de la sibutramina en muchos países.

Para evitar estos problemas, los investigadores están debatiéndose actualmente por otro tipo de estrategias, centradas en buscar la inhibición de la ruta de síntesis de triacilglicéridos. Un nuevo compuesto sintetizado por Penicillium sp en condiciones de metabolito secundario, conocido como isoquetocromina, se está utilizando para este objetivo gracias a su efecto inhibitorio del último paso en la síntesis de triacilglicerol. Dos isómeros conocidos de isoquetocrominas, B1 y B2, se han conseguido aislar junto a un tercer compuesto, A1, que no se había descubierto hasta ahora. Tras ser purificadas, se han utilizado en ensayos con el objetivo de comprobar su efecto sobre la síntesis de triacilglicéridos y sobre la enzima que cataliza el último paso de dicha síntesis, la DGAT. Los tres compuestos tienen efectos parecidos, pero difieren en su actuación debido a pequeñas diferencias en su estructura. 




Para llevar a cabo las pruebas con estos compuestos, se escogieron las células de ovario de hámster chino, variedad K1 (CHO-K1), por ser células de manejo sencillo y por su temperatura de crecimiento parecida al ser humano. En el primer y segundo ensayo,  se busca determinar la actividad de síntesis de lípidos en general en células CHO-K1 y medir la actividad de síntesis de triglicéridos en una fracción microsomal, respectivamente. El experimento se realiza una vez con cada una de las isocaetocrominas, para poder determinar sus efectos de forma individual. Cabe destacar la mayor especificidad del segundo ensayo, ya que la fracción microsomal es una porción de membrana del retículo endoplásmico donde se encuentra aislada la ruta sintética de triacilglicéridos y donde por tanto, no hay interferencias con otros procesos metabólicos que sí se pueden dar en las células completas. Además, se hace una tercera prueba adicional sobre citotoxicidad, para evaluar cómo afectan las isoquetocrominas al crecimiento celular y en qué concentraciones empiezan a ser tóxicas.


La forma escogida para dar a conocer los resultados de los experimentos se basa en el factor IC50, que determina la concentración de isoquetocromina capaz de inhibir el 50% de la actividad sintética. Los investigadores concluyen así que la isoquetocromina B1 es la más efectiva en la inhibición de síntesis de triacilglicéridos en células de mamíferos. Esta afirmación se basa en que su valor IC50, 5’6μM, es el más bajo de entre los tres compuestos, con respecto a los 11 y 33μM de las isoquetocrominas B2 y A1, respectivamente. Además, con el ensayo de citotoxicidad se demuestra que la B2 es la única que inhibe la mitad del crecimiento celular con una concentración inferior a 92μM (IC50 de 60μM), que es el límite de citotoxicidad establecido en el experimento. Por todo ello, es posible afirmar que la isoquetocromina B1 es la más eficaz y que la B2 tiene el problema de la citotoxicidad, mientras que A1 queda como un inhibidor moderado.

Por último, en referencia a la enzima DGAT, los resultados procedentes del ensayo con la fracción microsomal indican que la actividad de la enzima sigue siendo bastante elevada a pesar de que la síntesis de triacilglicéridos sí tiene un alto índice de inhibición. Con este dato, los investigadores llegan a la conclusión de que probablemente las isoquetocrominas tienen múltiples dianas de actuación. Es cierto que se han logrado avances importantes, pero la investigación sigue abierta.



Original article: New isochaetochromin, an inhibitor of triacylglycerol synthesis in mammalian cells, produced by Penicillium sp FKI-4942. I. Taxonomy, fermentation, isolation and biological properties”  Narihiro Ugaki, Daisuke Matsuda, Hiroyuki Yamazaki, Kenichi Nonaka, Rokuro Masumi, Satoshi Omura and Hiroshi Tomoda1 (PubMed, NCBI)

Done by: Andrés Pastor Fernández, Ainhoa Moliner Morro, Sergio Martínez Rodríguez, Débora Requena Úgueda, Yaiza Maestre Deltell.

1 comentario:

  1. Buenas

    Os he cambiado lo de "isocaetocromina", por "isoquetocromina", ya que he comprobado que es la traducción correcta de "isochaetochromin".

    Saludos

    ResponderEliminar